EL MAGRAMA ESTÁ OBLIGADO A RESOLVER EL EXPEDIENTE Y ADOPTAR Y PUBLICAR LA DIA, TRAS HABER SUPERADO CON CRECES EL PLAZO LEGAL DE TRES MESES QUE MARCA LA LEY

COMUNICADO DE PRENSA
27 de abril de 2015

Sobre el injustificado retraso en la publicación de la Declaración de Impacto Ambiental (DIA) del proyecto de sondeos acústicos de Cairn Energy en el golfo de Valencia

EL MAGRAMA ESTÁ OBLIGADO A RESOLVER EL EXPEDIENTE Y ADOPTAR Y PUBLICAR LA DIA, TRAS HABER SUPERADO CON CRECES EL PLAZO LEGAL DE TRES MESES QUE MARCA LA LEY

La inacción del MAGRAMA en el cumplimiento de la obligación de resolver podría generar responsabilidad administrativa e incluso penal por parte de la autoridad y los funcionarios responsables de la tramitación y resolución del expediente

No hay ninguna razón técnica ni jurídica que permita al Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente (MAGRAMA) retrasar la adopción y publicación de la Declaración de Impacto Ambiental (DIA) del proyecto de sondeos acústicos de Cairn Energy en el golfo de Valencia. Esa deliberada inacción por parte del MAGRAMA en el cumplimiento de su obligación legal de resolver podría generar responsabilidad administrativa e incluso penal por parte de la autoridad y los funcionarios responsables de la tramitación y resolución del expediente.

La Alianza Mar Blava se ha dirigido por escrito al Presidente del Gobierno balear, José Ramón Bauzá (así como al Conseller de Agricultura, Medio Ambiente y Territorio, Gabriel Company, y a los Presidentes de los Consells de Ibiza y Formentera, Vicent Serra y Jaume Ferrer), para pedirle que exija a la ministra de Medio Ambiente, Isabel García Tejerina, la inmediata resolución del expediente del proyecto «Campaña de adquisición sísmica 3D en los permisos B, G, AM-1 y AM-2 en el golfo de Valencia. Expte. Nro. 20120322MIN», mediante la adopción y publicación de la correspondiente Declaración de Impacto Ambiental, teniendo en cuenta la obligación legal de resolver que establece el Art. 42 de la Ley 30/1992, reguladora del procedimiento administrativo, y el Art. 12 del Real Decreto Legislativo 1/2008, de 11 de enero, por el que se aprueba el texto refundido de la Ley de Evaluación de Impacto Ambiental de proyectos.

Así mismo, la Alianza Mar Blava les ha pedido que soliciten al MAGRAMA que, en virtud de los criterios mantenidos por la Dirección General de Sostenibilidad de la Costa y del Mar en su informe del 25 de septiembre de 2014 desaconsejando la realización de este proyecto, así como las decenas de alegaciones de otras entidades y organismos, las resoluciones unánimes del Parlamento balear y las más de 128.000 alegaciones estándar, todas ellas en contra de que este proyecto se lleve a cabo, que el órgano ambiental formule una Declaración de Impacto Ambiental desfavorable para el citado proyecto, ya que puede concluirse que dicho proyecto previsiblemente causará efectos negativos significativos e inaceptables sobre el medio ambiente, y al considerarse que las medidas previstas por el promotor no son una garantía suficiente de su corrección.

Fechas claves en el proceso

El MAGRAMA debería haber emitido el 10 de diciembre de 2014 la correspondiente DIA de ese proyecto, en virtud de los plazos que para su formulación establece el Art. 12.2 del RDL 1/2008, por el que se tramita este proyecto.

Esta fecha no se cumplió porque Capricorn Spain Limited (Cairn Energy PLC) (en adelante, también nos referiremos a ésta como “la promotora”) tardó más de dos meses en dar contestación a un informe preceptivo, de fecha 25 de septiembre de 2014, de la Dirección General de Sostenibilidad de la Costa y del Mar (DGSCM) del MAGRAMA titulado «Informe al estudio de impacto ambiental del proyecto “Campaña de adquisición sísmica 3D en los permisos B, G, AM-1 y AM-2 en el Golfo de Valencia” (20120322MIN)»(pdf 1,44MB), en el que se informaba negativamente sobre este proyecto y se desaconsejaba su realización.

De este informe de la DGSCM se dio traslado a la promotora por parte del Área de Industria y Energía de la Delegación del Gobierno en la Comunidad Valenciana (con fecha de salida de 28 de octubre de 2014) así como también por medio de otro escrito del Subdirector General de Evaluación Ambiental, con fecha de salida de 11 de noviembre de 2014.

El 23 de diciembre de 2014 la promotora presentó un escrito al Área de Industria y Energía de la Delegación del Gobierno de la Comunidad Valenciana solicitando el rechazo de la contestación dada por la DGSCM. Este escrito de la promotora es enviado con fecha de salida 13 de enero de 2015 por la Dirección General de Política Energética y Minas a la Subdirección General de Evaluación Ambiental, donde se recibe el 16 de enero.

Desde el 11 de noviembre de 2014, fecha del acto de traslado por parte del órgano ambiental a la promotora del informe de la DGSCM, hasta la recepción, el 16 de enero de 2015, en ese mismo órgano ambiental de la contestación de la promotora, transcurren exactamente 66 días.

Esto significa que, incluso si el MAGRAMA hubiera suspendido el procedimiento hasta la espera de la contestación de la promotora al informe de la DGSCM (de lo que no hay constancia oficial), a fecha de 16 de febrero de 2015 se habrían cumplido los tres meses que establece el Art. 12.2 del RDL 1/2008 para la formulación de la citada DIA.

Es decir, estando ya a finales de abril de 2015, el plazo legal para resolver este expediente y haber formulado la DIA correspondiente se ha superado con creces, según lo establecido en el art 12 del RDL 1/2008.

Además de las más de 128.000 alegaciones de ciudadanos particulares, se presentaron decenas de alegaciones en contra del proyecto por parte de Administraciones (Gobierno balear, Comisión Balear de Medio Ambiente, Consell de Ibiza, Consell de Formentera, todos los Ayuntamientos de estos dos islas, entre otras entidades), diversas instituciones, ONG,s, organizaciones del sector privado, del sector del turismo, de cofradías de pescadores, etc. El propio Parlament balear ha aprobado unánimemente diversas mociones rechazando la realización de este proyecto y solicitando una DIA negativa.

Dada la abrumadora contestación de todos los sectores sociales, económicos, científicos, políticos e institucionales a este proyecto, al que nadie apoya (salvo, como es obvio, el propio promotor), y teniendo en cuenta la gran cantidad de argumentos ambientales, científicos y socio-económicos que aconsejan que este proyecto sea rechazado, la Alianza Mar Blava considera que el MAGRAMA debería emitir una DIA negativa.

La Alianza Mar Blava entiende que es un deseo compartido por toda la sociedad balear que la DIA negativa sea emitida sin más demora, pues no existe ninguna razón técnica ni jurídica que justifique el retraso en el que ya nos encontramos al respecto. Este retraso constituye, a nuestro modo de ver, una burla a toda la sociedad balear y un desprecio a la amplia movilización que ésta desarrolló en contra de este proyecto.

FIN DE COMUNICADO

Para más información: Carlos Bravo (626 998 241), Coordinador del Secretariado Técnico de la Alianza Mar Blava

© 2017 Alianza Mar Blava